La Sombra de Muerte se interpone entre Dios y tú. Dios es luz, sol y vida para ti, pero si la Sombra de Muerte te cubre, recibirás su influencia negativa. La Sombra de Muerte te bloquea la luz y la vida. Te marchita en todo sentido: física, emocional y espiritualmente. Te impide ver bien. Te debilita, te estorba. No te deja crecer y desarrollarte. Bloquea o atrasa la llegada de las bendiciones que provienen de la luz. Su influencia es destructiva. Debes salirte de ella.

Portada

Regresar a lista de libros