¡Es tiempo de guerra! La Iglesia de Cristo debe tomar YA su puesto en la batalla. Hemos sido enviados "como ovejas en medio de lobos". Por esto es indispensable que la batalla por la conquista espiritual de un territorio se consulte directamente con Nuestro Señor. Él es el que dicta las estrategias de guerra. Él es el que determina los tiempos de lucha. El ejército de Jesucristo necesita soldados comprometidos, entrenados y disciplinados. Requiere de personas con diversos dones y conocimientos. ¿Ya encontraste tu puesto en este ejército? El Comandante en Jefe está buscando a los soldados dispuestos a decir: "Heme aquí, envíame a mí." Por medio de su experiencia en el caso del secuestro de los magistrados de la Corte Suprema de Justicia en Costa Rica, Rita nos enseña a dar una batalla espiritual territorial.

Portada

Regresar a lista de libros